PRECISANDO…*Oportunidad – Llera*…De: José del Carmen Perales Rodríguez

    El inicio formal de la administración estatal que encabeza Francisco Javier García Cabeza de Vaca es también la señal de arranque para que la ciudadanía en general, hayan o no votado por él, comience con su exigente evaluación y reiteren sus demandas en los dos temas que más requieren ya no atención sino resultados: seguridad y transparencia.

    Y es que tras cada acción que se haga o deje de hacer vendrá el aplauso o la recriminación según sea el caso, ante ello lo mejor que puede pasar es que haya mesura y sobre todo madurez a la hora de responder a las exigencias, sin caer en el juego de intentar desvirtuar los reclamos exacerbados que inevitablemente surgirán por parte de quienes por interés partidista usarán el tema para el golpeteo.

    La situación en el estado ha dejado poco margen para maniobrar e intentar el impacto mediático, sobre todo porque a estas alturas ya ningún ciudadano incluso ni los que sistemáticamente aplaudieron durante casi seis años, se tragan el cuento del no pasa nada o que se trata de rumores o intentos de causar psicosis.

    En contraparte algo que podría atenuar o evitar que la ciudadanía entre en pánico a causa de la desinformación, es que se echen a andar inmediatamente los sistemas de vinculación e información con la ciudadanía utilizando todos los medios a su alcance, con excepción, claro está, de las hordas cibernéticas que, agrediendo el sentido de sobrevivencia de la sociedad, usufructuaron el riesgo intentando ocultar todo.

    La experiencia obtenida antes atrás de la barrera obliga a aplicarla ahora que se está del otro lado, pues saber por medio de la autoridad qué está ocurriendo y sobre todo qué se está haciendo para solucionarlo, es la mejor manera de hacerle notar a sus gobernados que no están solos, pero además que la obligatoriedad de un cambio no es privativa del Ejecutivo sino del resto de los poderes y desde luego de las alcaldías.

    García Cabeza de Vaca ha dejado claro que sus compromisos comenzarán a aterrizarse, que la esperanza de cambio en esos dos temas está vigente en cada segundo que transcurre de su administración, pero lo mejor es que eso se lo ha transmitido a quienes le acompañarán en cada área gubernamental, ahora sólo falta que éstos demuestren que han visto la luz verde que les indica es momento de aprovechar esta oportunidad de encabezar un verdadero cambio.

    APUNTE.- La asunción de Héctor Manuel de la Torre Valenzuela a la alcaldía de Llera ayer por la tarde, en medio de una fiesta popular de la que hacía mucho tiempo los llerenses no disfrutaban, marca también el regreso de una forma de gobernar de frente y sobre todo de un comportamiento humilde y hablar franco.

    Tal vez el arranque de la gestión de Héctor pudiera hacer sido mejor en beneficio de sus gobernados, sin embargo las trabas para realizar una entrega-recepción en tiempo y sobre todo en forma, generó ocultamiento de la información que podría ventilarse tanto en el Congreso del Estado y lo que es peor en los tribunales.

    Sin embargo De la Torre Valenzuela ha privilegiado el servicio, el cumplimiento de compromisos a la comunidad aún sin haberse sentado por segunda vez en la silla municipal, sabedor de que ha llegado para volver a servir a su pueblo y no para servirse de él.

    Y es que el alcalde independiente ha mostrado su deseo de servir comenzando su trabajo no desde ayer, sino desde el mismo 6 de junio en que amaneció ganado.

    PENDIENTE.- Rigoberto Guevara Vázquez tiene tablas y capacidad de sobra para dirigir la Sección 30, ojalá los grupos no echen a perder otros cuatro años.

    Aquí los veo, leo y escucho: @JosdelCarmenPR / pr_jc@hotmail.com

    Loading...