Ingreso de paisanos es sólo de paso en frontera

La internación del paisanos en la frontera es de paso, principalmente por el apuro de llegar a sus lugares de origen y la seguridad. (Foto J. Claudio).

Ingreso de paisanos es sólo de paso en frontera

 

                                                           Por Javier Claudio

 

            Meramente de cruce es el paso de miles de paisanos por esta parte de la frontera, principalmente por el apuro de llegar a ver a sus familias en el interior del país, –sus lugares de origen– y otro tanto por la seguridad.

            “Lo que queremos es llegar para ver a nuestras familiar, la verdad. Nosotros no paramos al pasar por la frontera, si acaso solo para tramitar los permisos, nada más estamos el tiempo necesario”, dijo Esteban Valadez, procedente de Miami, Florida.

            Acompañado de su familia y a la espera de la conclusión de ser documentado por autoridades de la Aduana y Banjército, animadamente aparecen junto a la camioneta que conducen hacia el Estado de México.

            Asintió en que trasciende el clima de inseguridad que predomina en gran parte del país y que se sostiene el riesgo de robos y asaltos en carreteras para el paisano, por lo tanto un buen número decide viajar en caravanas.

            “Aquí ya preguntamos a qué hora sale la caravana y nos dicen que se acaba de ir una. No sabemos si esperarnos o irnos ahí espacio”, dice la que parece ser la esposa de uno de los dos adultos.

José Fidel Nájera, asoma detrás del vehículo que parece “cuidar” ahí en el Centro de Importación de Vehículos (Citev), quien cortamente acierta decir que están a la espera de que les entreguen los permisos para continuar su viaja al interior.

Sin poder ocultar su desconfianza, dice que el retardo es mucho en la Aduana y que la familia tuvo qué turnarse para pedir los permisos de cada uno en Migración, y le tocó a él permanecer en custodia del vehículo y del equipaje.

            Dentro del Citev se pudo observar un puesto de comida, el que según autorizaron la Aduana, Migración y Banjército, al que un buen número de paisanos acuden principalmente para beber café y refrescos.

            En la parte central del Citev, igual se pudo observar varias patrullas de la Policía Estatal, las que se turnan para integrar las caravanas de paisanos, formarlos y conducirlo por el Bulevar Colosio hasta el Kilómetro 26.

Loading...