Trompicón, Medicina Preventiva de la SCT

La delegación Medicina Preventiva SCT sigue sin cubrir la demanda de solicitantes de certificados médicos, como requisito para la obtención de la licencia federal.

 

                                               Por Javier Claudio

 

            Para los operadores de camiones de carga, la delegación de Medicina Preventiva de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), aparece convertida en una “piedra de tropiezo” para el trámite de licencia federal debido a sus deficiencias acumuladas.

            En opinión de varios choferes de autotransporte, la falta de personal para atender la demanda de certificados médicos y los rigurosos requisitos, son las partes elementales para lograr la obtención de la licencia federal y cubrir el déficit de operadores.

            Deploró que sean tantos y tan exigentes los requisitos para alcanzar una licencia federal, además del retardo que tiene el trámite, pues exigen resultados médicos como si todos tuvieran un físico de un joven de 20 años”.

“No es posible tanta exigencia, pues no se considera que la edad promedio de choferes es por encima de los 40 años. Quién va a contar con una vista de lince”, reprochó Antonio Juan Antonio García Fuentes, presidente de la Unión Fronteriza de Operadores (UFO).

Estimó en un promedio de 15 choferes el déficit por semana que acumula Medicina Preventiva de la SCT, luego que se tiene una capacidad para atender no menos de 20 solicitantes diarios en la solicitud del certificado médico                      

            “Así con tanta traba, Medicina Preventiva de la  SCT aparece convertida en una piedra de tropiezo. Cuándo vamos a acabar así con el déficit de operadores de camiones de carga, pues ya hace años que no se tiene la capacidad necesaria para atender la demanda”, declaró.

            A solicitar información en la oficina médica dela SCT, se dijo que sólo en Cd. Victoria, mediante el envío de formulario de preguntas por escrito, lo que se hizo y se quedó a la espera de respuesta del titular de comunicación, Francisco Cumpeán.

                        –CORRUPCIÓN EN OTRAS DELEGACIONES–

            Expuso que como alternativa para la obtención de su licencia federal, varios choferes decidieron tramitar en Monterrey su certificado médico de chofer, pero también tropezaron con falta de personal.

Otros tanto fueron a Matamoros y Cd. Victoria y ahí fue la corrupción, pues mediante arreglos monetarios con los empleados de Medicina Preventiva SCT lograron apurar su trámite.

Argumento que la necesidad de obtener la licencia federal, a fin de trabajar y mantener a la familia los obligó a caer en actos de corrupción, los que por cierto no se conocer sean sancionados por la autoridad.

Loading...